| Los alcaldes de los pueblos que integran la Comunidad han ofrecido a la virgen sus varas de mando |

| Centenares de personas han acudido a celebra la fiesta y han degustado la paella en la pradera del santuario |

| Fotos Gabriel Gómez |

La Comunidad de Villa y Tierra de Cuéllar ha celebrado hoy su fiesta anual en El Henar mostrando así la devoción y unión de sus pueblos con la virgen, que es su patrona, en su Año Jubilar.

Los actos han comenzado ante la fuente de San Antonio, que ha sido restaurada este año por la propia Comunidad, y en cuyos bancos laterales se han instalado azulejos con los nombres de los 36 municipios de las provincias de Segovia y Valladolid que la integran. Allí se han ido congregando los representantes de los municipios que han acudido a la cita, junto a los de las diputaciones de Segovia y Valladolid, en ambos casos sus vicepresidentes, Jose Mª Bravo y Gema Gómez. El rector del santuario, Carlos García, les ha dado la bienvenida, mostrando su agradecimiento por los trabajos desarrollados en la fuente “que a partir de ahora será también la fuente de la Comunidad de Villa y Tierra”, ha dicho. La gerente de la Comunidad, Elena García, ha detallado los trabajos que desde la Comunidad se realizaron en esa fuente, en el vallado superior y también en la Fuente del Cirio.

Tras ese primer acto, las autoridades se han dirigido hacia el santuario donde el rector ha oficiado la misa presidida por la Virgen de El Henar desde su camarín. El templo ha completado su aforo en una celebración que ha contado con la actuación de la Coral Santo Domingo de Campaspero y en la que las autoridades han ocupado los primeros bancos.

“La persona que ejerce el servicio de la autoridad siempre es contemplada con mil ojos y de una manera fiscalizante”, ha dicho el rector en su homilía resaltando la dificultad de ejercer esa autoridad. “Posiblemente sea el oficio más noble que existe porque implica mucha donación de si mismo a los demás: el propio tiempo, las propias energías…”, ha apuntado. Por ello ha querido aprovechar la ocasión para agradecer a las autoridades presentes en nombre de todos “por este oficio que desempeñáis”.

García ha recordado que la Virgen de El Henar no solo es patrona de la Villa y Tierra de Cuéllar sino también la `reina de Castilla´ “aquí está el corazón de Castilla”, ha asegurado. Ha mencionado El Henar como cuna del folclore castellano “así lo reconocen etnógrafos, musicólogos, folcloristas”, ha señalado. También ha manifestado el sentir de la gente de los pueblos “de que la Virgen de El Henar es su virgen”, ella ha dicho es “ese corazón que unifica a todos los que conformamos la Comunidad de Villa y Tierra de Cuéllar”.

En las ofrendas, los alcaldes han depositado ante el altar de la virgen las varas de mando de sus municipios y un ramo de flores. En esas varas de mando, “bastones de servicio” que ha denominado García, el rector ha visto representado “el servicio humilde de todos los que formamos la Villa y Tierra”.

Al finalizar la misa, el rector ha pedido a todos los asistentes un aplauso para las autoridades presentes, en reconocimiento a su labor

 

Exposición y actividades

Las autoridades han tenido ocasión de visitar en el claustro del santuario la exposición fotográfica “Reina y Madre. Visita de la Virgen de El Henar a sus hijos” que recuerda el paso de la virgen en su peregrinación por los 36 pueblos de Villa y Tierra, así como por otros que reclamaron  su visita. Las imágenes pertenecen a tres fotógrafos, Juan José García, Pablo Escribano Gabriel Gómez de esCuellar. La muestra podrá visitarse hasta el 18 de septiembre, fecha de la Romería de la virgen.

Además de ese recorrido de la virgen este año con motivo de su Año Jubilar, el claustro recoge paneles con imágenes de la visita de la imagen a los pueblos en 1972 con motivo de su Coronación canónica, de la que este año se celebra el 50 aniversario.

La programación ha continuado con el Encierrillo del Chupete de la panda El Soto que ha recorrido el arroyo de El Henar haciendo disfrutar a los más pequeños. Después se ha comenzado a distribuir la paella que centenares de personas han disfrutado en la pradera, a pesar de las altas temperaturas.

Ya por la tarde, la exposición ha abierto sus puertas al público y la Ronda Segoviana ha ofrecido un concierto.